Thursday, December 20, 2012

SOSTIENE SU EMINENCIA...

El señor obispo, por su responsabilidad ante el rebaño, leía también las noticias de los periódicos de izquierda, los hijos de Satán. Pero precisamente por su papel de pastor del rebaño, tenía que replicar a aquellos mal nacidos que acusaban a la banca de causar suicidios entre los desahuciados. Había suicidios porque no había fe, fue su conclusión. Y publicó en su cuenta de tuíter aquel pensamiento que lo dejó henchido de paz con su dios.

En mitad de la noche, el obispo se despertó empapado en sudor. Había soñado que Dios se había indignado con él por sus palabras y lo había castigado a convivir con los sintecho. Menos mal que había sido una pesadilla, era obra de Satán quien, por supuesto, era de izquierdas. Pero entonces se dio cuenta de que no había sido una pesadilla, sino que compartía su cama con dos sintecho que apestaban...

Y entonces se despertó de que soñaba. Y vio que en su cama dormían tres sintecho que apestaban...

Y entonces se despertó de que soñaba que soñaba. Y vio que en su cama dormían cuatro sintecho que apestaban...

Y entonces se despertó de que soñaba que soñaba que soñaba que soñaba. Y vio que en su cama dormían cinco sintecho que apestaban...

Y entonces se despertó de que soñaba que soñaba que soñaba que soñaba que soñaba. Y vio que en su cama dormían seis sintecho que apestaban...

Frantz Ferentz, 2012

No comments: